30 enero, 2010

La tercera cita – Parte VI

Ya habían pasado dos días a su lado y comenzaba un tercero lleno de felicidad por todo lo que hasta ahora había sucedido. Salimos a recorrer la ciudad, estuvimos por el centro, visitando lo que todo turista que va a Bogotá debe conocer. La llevé luego a almorzar a un restaurante muy típico bogotano, comimos delicioso y en el transcurso de todo esto fuimos hablando demasiado. Eramos grandes conversadores el uno con el otro. Se nos iban temas banales, también los relacionados a nosotros, hablábamos de todo, de todos y de nosotros. Hasta que en algún momento todo este sueño toco una realidad. Ella durante la conversación me confesó uno de sus pecados.


Cuando pasó lo de su cumpleaños, su forma rara de actuar (Chap 3 Su cumpleaños Parte IV) tenía un motivo. La frustración que le había generado mi viaje fallido a pasar con ella su cumpleaños, la había llevado (por circustancias de la vida) a conocer a alguien más y empezar a salir con él, para hacerse a una realidad que estaba más ajustada a algo presente y no a una ilusión a mil kilometros de distancia.


Esta noticia a mi me dejó de una sola pieza, ella llevaba saliendo con alguien cinco meses y todo esto que había pasado hasta el momento me convertía en el otro.


- - D E S I L U S I Ó N - -


Y no es solo a mi, sino a nadie le gusta que jueguen con los sentimientos de nadie, pero sobre todo duele en el orgullo. Pues, mientras yo pensaba en algo inmenso para mi vida. Ella (pensé yo en ese momento) estaba jugando a tenerme de segundo.


Fue un grado de impotencia, de frustración increíble. Ya alguna vez mi exnovia del colegio me la había hecho. Pero esta dolía de verdad, esta no sanaba con darme besos con otra, en el colegio y en frente de todos para sanar ese orgullo. No. Esta dolía con fuerza. Por todo lo q ya había pasado, por todo lo que estaba sucediendo en mi, por toda la ilusión que al rededor de ella y el sentimiento que me generaba yo me había hecho.


Fue la primera tarde en la que creo que nos sentimos incómodos juntos. Yo quería analizar la situación. El silencio bastaba. Y ella quería que yo entendiera que si estaba ahí, que si había venido hasta Bogotá, haciendo un esfuerzo por estar en ese momento conmigo, era por que realmente quería estarlo.


Recuerdo muy bien que era una tarde soleada en la ciudad... Una eterna tarde capitalina de mucha reflexión acerca de lo que sucedía. Y mi silencio le  hacía más daño que mis palabras.

13 comentarios:

  1. Me morí!!!!!!!!!!!
    Es como si me hubieran roto el corazón a mi.

    Entiendo el sentimiento de nuestro querido protagonista. En este momento todo era contradicción.... Como si nada de lo sucedido hasta ahora tuviera sentido. Para qué las palabras? Para què los te amos??? Mi lado cursi lo apoya!!

    Pero la lògica racional de mii ser me dice que también hay algo de razón en Clara. Una relación de lejos, a esa edad es algo loco.

    Sin embargo, NO apoyo el engaño!!!!!!!! Por qué no habló antes??? Así nuestro amigo no se hubiera ilusionado y hubiera podido decidir su "jugaba" de reemplazo o no. Ella le quitò la posibilidad de escoger, y eso la convierte en egoista y caprichosa!!

    Y AHORAAAAAAA!!!!????

    ResponderEliminar
  2. Uyyy Cami, la verdad no esperaba q pasara esto; q feo momento y ademas la incomodidad de no poder tener un espacio solo para reflexionar sin llegar a ser grosero; sin embargo hay momentos en la vida q el amor le gana al orgullo.
    una vez mas excelente, me gusta mucho como escribe y en cierta medida lo envidio, me gustaría poderlo hacerlo.

    Y como dice naty: "ya ahora!!????"

    ResponderEliminar
  3. quede de una sola pieza... que sorpresa tan desagradable.. umm es horrible que le digan eso a uno de la nada, que incomodida, que dolor..
    Senti como ese corazoncito se estaba partiendo a pedacitos..
    Esperamos a ver que paso!! que desicion tomaste.
    La espera no fue mucha para mi.. pero ahora si va a ser bastante esperando ese nuevo post.
    Saludito

    ResponderEliminar
  4. que desilucion, contar y encariñarse con alguien, y creerle no tanto fiel, sino leal... y que salga luego con algo tan calculado..

    debio ser una gran sorpresa y un gran dolor, y despues se preguntan porque no pueden ser felices, acaso para ser feliz no hay que ser honesto y descomplicado?

    ojala las cosas se mejoren, porque no me gusta la manera en que hizo las cosas

    ResponderEliminar
  5. Nooo!!... Una realidad más ajustada?? Como si no supiera que se morían por ella

    Ahora sí no puedo esperar hasta el próximo

    ResponderEliminar
  6. Nooooo! Cual realidad???
    Si lo que buscaba era una realidad para que los "Te amo", para que jugar así con una persona que realmente sentia muchas cosas en ese momento.
    Y definitivamente....Muchas veces duele más el silencio que las palabras

    ResponderEliminar
  7. AAAAHHH!! PORQ EN UN MOMENTO TAN HERMOSO SE TENIA Q ROMPER LA MAGIA!?.
    TAL VEZ ES UNA PRUEBA Q TIENEN Q SUPERAR PARA LOGRAR FORTALECER SU AMOR.
    EXCELENTES LOS POST ANTERIORES.
    ESPERAREEEE!...... EL PROXIMO.

    ResponderEliminar
  8. a veces la vida confabula para que uno la embarre en el momento menos indicado!! lo imperdonable es dejar pasar el tiempo... quiero el próximo post más o menos YA!!

    ResponderEliminar
  9. Nooooooooooooo..... que horrible!

    Es entendible cualquiera de las dos situaciones, pero eso no justifica que juguemos con la otra persona, quizá ella tenía sus razones, podría ser miedo a perderlo a él si su relación no funcionaba en medellín, perooo no es justo tener a una persona a su lado esperando por si no se da lo otro... pero esas son cosas de la edad.

    Sin importar las razones pudo haberlo dicho con tiempo y haber escuchado si él quería o no ser participe de un segundazo, no por obligación.

    Algo que te enseña a ser más precavido con los sentimientos, aunque ellos aveces nos jueguen malas pasadas..

    Quiero saber que pasó después PERO YAAAAAAA!

    ResponderEliminar
  10. Puchaa me quede fria con semejante confesion, esta vieja esta loca o que, para que lo ilusiona y se ilusiona ella si no va a ser capaz de asumir la responsabilidad, me acorde del cuento aquel !!a los hombres son las mujeres las que los vuelven malos..y viceversa!! pues con esta perla como que si me lo creo.. que fuerte todo esto.

    ResponderEliminar
  11. ¡No lo puedo creerrrrrrrrrrrrr! (Yo, tarde otra vez). Me quedé sin palabras con semejante confesión... no sé cómo alguien puede jugar con los sentimientos de otro de esa forma... A lo mejor estoy juzgando apresuradamente, pero, como dice Naty, también a mí se me rompió el corazón y ahí sí no mido mis palabras.

    ResponderEliminar
  12. Huy, qué rudo!! Aunque, confieso, esperaba que llegara algún problema. No hay relación sin choques y superar dramas fortalece. Por supuesto, no pensé que fuera en la "tercera cita".

    ResponderEliminar